domingo, 8 de junio de 2008

Dos semanas...

La había limpiado con mimo. Se podría decir que le había sacado luz casi con cariño. La sostuve en alto. Luego me fijé en su perfil. Pasé mis dedos por ella. La acaricié sinuosamente. El paso del tiempo se hacía notar, pero aún estaba bien. Siempre lista para la acción. Las muescas de otras batallas, de otros duelos, se hacían patentes cuando el trasluz mostraba aquellos bocados pasados. Esas mellas que no solo hacen el paso de los años. La hoja brillaba con fuerza y mostraba su perfil mortal. La había afilado minutos antes. La envainé y observé su cazoleta. Aquella vieja amiga me había acompañado a lo largo de toda una vida. Me ceñí el cinturón y coloqué la espada en mi cadera. Agarré la vizcaína y la coloqué cuidadosamente en la zona de mis riñones. Disimulada. Dentro de mi fajilla. Podía sentir el contacto en mi piel. Luego dejé caer la camisa sobre ella. Cogí el sombrero de ala ancha y me lo ajusté. Ajado y descuidado. Curtido también en varios de esos lances que nos reserva la vida. Me atusé el bigote y pasé mi mano abierta sobre la mejilla y barbilla. Barba de varios días y perilla creciente. Suspiré mientras mi vista se perdía en el rincón de aquella oscura habitación. Tenía pendiente un nuevo duelo. Chasqueé la lengua y salí al frescor del atardecer.


Era algo delicado. Un trabajo más, aunque diferente. Había tenido muchos duelos en mi vida. Mientras mis pasos me llevaban, mi cabeza daba vueltas sobre aquella misión. Espadas al amanecer. Un cruce de afiladas pretensiones. Un brillo de acero cuando la aurora aparece en el horizonte. Dos semanas. Tenía que desaparecer dos semanas. Luego... luego el trabajo. Capa y sombrero. Una calle estrecha. Sabía que no iba bien preparado. Mi vieja cazoleta y mi fiel vizcaína. Solo ellas dos conmigo. No era la primera vez que un duelo me sorprendía de mala manera. E incluso peor. Señales tenía por todo el cuerpo. Cicatrices de duelos mal encajados. Pero vivo al fin y al cabo. Vivo para nuevos duelos. Vivo para seguir adelante. Vivo para dentro de dos semanas. Dos semanas. Pensaba esto cuando me presenté en la vieja taberna.



Allí estaban todos. Me quité el sombrero y saludé. Tenía que ausentarme. Ya lo había dicho. Muchos de ellos sabían de qué se trataba. Era un secreto a voces que poco se podía disimular. Pero eran leales. No dirían nada. Sabía que me esperarían. Me despedí y prometí volver dentro de dos semanas. O tal vez algunos días después de este tiempo, pero no muchos más. Sonreí bajo mi viejo mostacho y me di media vuelta. Volvería. Tal vez vencedor de ese duelo, para el que sabía no iba bien preparado. O quizás con varias cicatrices más en mi cuerpo. Pero volvería al fin y al cabo. Para remojarme el gaznate con vino y volver a disfrutar de la compañía de mis amigos.
Un duelo más. Un trabajo más. Dos semanas. Un par de palmos de acero. Una toledana sesgando el aire y algo más. Y luego de vuelta. O al menos... eso es lo que esperaba...


boomp3.com

35 comentarios:

el aguaó dijo...

Queridos amigos, he pasado ya ese punto de no retorno. Ese punto en el que ya no se puede volver atrás. Ese punto en el que queda muy poco y la cabeza gira en torno a lo mismo.

Llevo varias semnas en las que mi blog aparece descuidado. Varias semanas en que la actualización se demora más de lo usual. Varias semanas en las que mi ausencia se hace patente en todos vuestros blogs. Así pues, he decidido avisar de mi ausencia en las próximas dos semanas, pues la presión de las oposiciones es cada vez mayor, y son ellas y las clases de los niños lo que me quita todo el tiempo. No quiero dejar mi blog abandonado ni desaparecer de vuestros espacios sin avisar, por este motivo, estaré ausente las próximas dos semanas. No actualizaré aunque no descarto leeros de vez en cuando para despejarme. Luego será el examen y el tribunal.

Muchísimas gracias por vuestro apoyo y vuestras palabras. Y sobre todo, muchísimas gracias por estar ahí.

Volveré tras el duelo.

Un fortísimo abrazo a todos.

Er Tato dijo...

Muy bueno, aguaó, muy bueno.

Seguro que si no sales vencedor, las heridas te harán más fuerte. Te lo dice un tabernero, veterano en esas lides, que ha bregado en mil y una batallas. Y seguramente me queden aún algunas más...

Y no olvides que la vida es algo más que duelos y cicatrices. ¡Amigos, vino y mujeres entre batalla y batalla...!

Un fuerte abrazo y empuña la cazoleta con confianza, que el enemigo huele las dudas. Y no temas por el cántaro que entre todos cuidaremos de él hasta tu vuelta.

nefer dijo...

Agradezco al Altísimo que en mi duelo no aparecieras tú tras una de las columnas de marmol de aquellos soportales, probablemente no habría salido victorioso.

Lo más importante del duelo son los momentos iniciales, antes de desembainar, si el contrincante te siente superior, el duelo está casi ganado.

Todos tras de tí CAPITÁN.

1BESO Y SUERTE.

Glauca dijo...

Recuerda el principio de esta banda sonora

Disfruta del pánico que te provoca
tener la vida por delante.
Vívela intensamente,
sin mediocridad.

Piensa que en ti está el futuro
y encara la tarea con orgullo y sin miedo


Traduccion mas o menos libre de un Fragmento del Poema No te detengas de Walt Whitman

Ya sabes que siempre podrás escuchar como suena la armónica...

Un abrazo

La gata Roma dijo...

Revertiano hasta llegar a ser Alatristesco… y podría yo robarle algunos versos a algún poeta, pero prefiero suscribir el comentario de Er Tato; lo ha dicho todo, así que desearte suerte es lo único que me queda; al fin y al cabo puede que no esté todo perdido, la presión es aliada para quien sabe aliarse con ella, tú lo sabes al igual que yo.
Kisses y hasta pronto

Moe de Triana dijo...

Vamono que nos vamo, al lío Aguaó, el texto es una fiel metáfora de lo que te espera miarma...Aunque las espadas hagan muchiiiiiisimo más daño que los bolis bic, eso si, y menos mal.

Como dice un amigo amigo mío cada vez que nos tenemos que poner en el palo...:

-¡¡Al jierro y fuerte parriba miarma!!

Mucha suerte, y que todo te vaya de arte, nunca mejor dicho...

¡Un saludasso!

María_azahar dijo...

Sir Aguaó, os dejo el célebre lema de D´Artagnan y los tres mosqueteros de Dumas Athos, Porthos y Aramis cuando alzan las espadas ante un nuevo reto: "Todos para uno y uno para todos". Recibid voacé así todo nuestro más sentido apoyo y que la buena suerte os acompañe siempre en esa nueva aventura iniciática quijotesca y artúrica y en el difícil trabajo herculiano que emprendéis valeroso. Estoy segura de que volveréis pronto triunfador a lomos de vuestro corcel. Guarde Dios a vuesa merced.

En Sevilla, domingo a ocho días del mes de junio del Año del Señor de dos mile e ocho.

María_azahar, la Reina Mora sevillana.

José Á. Caballero. dijo...

Magnifica la exposicion de la Dama Maria Azahar sobre la manera de desear suerte, cargado de referencias literarias, es increible la cantidad de libros que tiene esta mujer en la cabeza.

Muchisima Suerte para el dia 22, Aguaó

Saludos

Luz de Gas dijo...

Desconocía por completo que tras la identidad del Aguaó se escondía un caballero de espada y sombrero de ala ancha.

Cada noche miraré a la luna pidiendo que el destino le proteja y le guíe.

Suspiraré cada mañana hasta volver a saber de usted.

Preguntaré discretamente en la taberna por si llegó alguna novedad.

Ánimo misterioso caballero, esperemos verlo de nuevo con su cántaro refrescándonos, pronto, muy pronto.

Mer dijo...

Como dice un dicho polupar, antes la obligación que la devoción, así que , aplícate el cuento y espero que apruebes. Se , como opositora permanente, que es dificil, pero te vero cara de tio con suerte, y eso hay que aprovecharlo. ¡Qué seguro que en otros lances peores se ha visto, Capitán!

J. Iván Martín dijo...

Amigo mio, que se te pasen rapido estas dos semanas y, sobre todo, MUCHISIMA SUERTE en los examenes...

Un fuerte abrazo y velve pronto...

FINIDIBLANCO dijo...

Yo soy interino de Educacion Fisica, he aprobado tres veces sin plaza (tecnicamente no he aprobado, entonces); estos momentos son los mas duros; pero olvidate ahora del blog, centrate en lo mas importante que luego tiempo tendras para todo; yo un mes antes de mis oposiciones dejo de correr y eso es mucho para mi, pero las prioridades son las prioridades, amigo.

No te deseo suerte porque la suerte es para el que no sabe.

Tranquilidad, es lo mas importante

El callejón de los negros dijo...

Cómo te he dicho en otras ocasiones. Asalta la banca y no mires hacía atras. Pasa de la espada y el embozo. Recortada directamente.


Saludos
Antonio

Lacava dijo...

Suerte y al toro, maestro. Yo estaré esperándole en el sitio junto a un canonigo retratista para celebrarlo.

Un abrazo.

sevillana dijo...

Mi Capitan te deseo toda la suete del mundo, veras como todo sale bien en este duelo que vas a emprender.
Tu jarra siempre estará llena de agua fresquita, de ello nos encargaremos los demás.
Esperaré ansiosa tu vuelta.

Besos

Zapateiro dijo...

Pues espero que estas dos semanas sean provechosas y que todo salga a pedir de boca.

Muchísima suerte aguaó.

Anónimo dijo...

Muchas suerte Ramsés, mucha suerte, se que lo conseguirás. Un fuerte abrazo.

Tu amigo Pepe Santos.

Cabezota sin remedio, corazón enorme dijo...

Bueno, ya sabes son pocos y cobardes.

Mi ausencia fue de dos meses asi que poco más te puedo decir.

Salvo que si necesitas la artillería, que sepas que en mi casa tengo un par de ametralladoras que me ha dejado Rambo del atrezzo de su última peli.

Sé que no es tán romántico pero sí efectivo, con ella por lo menos liquidamos a 200 y sacas plaza seguro.

Viva la jungla...

Mucha suerte Ramsés. Y no postees otra cosa que no sea tu aprobado.

herodes de la betica dijo...

Magnifico duelo. Parece que stoy ante el mismo Alatriste. Ánimo, que ese duelo que se te presenta lo vas a ganar con creces.
Te deseo la mayor de las suerte, y piensa que el que están en San Lorenzo, te va a echar unas de esas manos que cada domingo de ramos, nos presenta ante nuestros ojos.
UN fortísimo abrazo y muchísima suerte.

aiNOha dijo...

Ya no te quea ná queridísimo amigo.
Te deseo to la suerte del mundo, y muchísimo ánimo, que tu puedes! ;)

Un besito mu grande!

Juan Antonio, el.profe dijo...

Suerte, que lo primero es lo primero. Nosotros estaremos aquí cuando tú vuelvas. Y esperamos que sea victorioso.
Confía en ti mismo. La victoria la llevas dentro.

Dama dijo...

Te esperaré oyendo una rapsodia bohemia.

Mucha suerte.

Un besazo de tu amiga Reyes.

Tormenta. dijo...

Pues ya te echo de menos niño...

Así que no tardes en volver, y suerte mucha suerte, un beso mu grande...que te llegue de verdad!.

Luz de Gas dijo...

¿Se sabe algo de como va la cosa?

MaeseRancio dijo...

Suerte con ese duelo al amanecer. ¿Será junto al Convento de los Carmelitas Descalzos?

Le esperamos de vuelta y sin un solo rasguño.

Du Guesclin dijo...

Muchisima suerte amigo Aguador, hay cosas que están por encima de todo y bueno, ya tendremos tiempo de deleitarnos con tus entradas y comentarios.

Suerte y ya sabes, a salir victorioso del duelo. Y me uno a cabezota, si hace falta liquidar a unos 200, aquí estamos, jeje.

Lacava dijo...

Aguaó, miarma. Que madicho er Moe que te estás quedando en los huesos... tampoco es pa tanto. Tú tranquilo, que esto es pan comío.

¡Ofú, que homenaje nos vamos a pegar con el coronel.

Herodes de la Bética dijo...

Cómo vas... sabes ya algo?
Mucha fuerza y muchísimo ánimo...
UN abrazo.

Roberto Villarrica dijo...

Está llegando la hora.

Ponte la banda sonora de Gladiator y....

A la arena a luchar. Nervios templados, dientes apretados y con la mente puesta en que vas a conseguir tu objetivo.

Vamos allá

María_azahar dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
María_azahar dijo...

Amigo, llegó la hora de "embraçar" el escudo, "abaxar" la lanza y encomendar la batalla a Dios de corazón fincando los hinojos como hacía el gran Cid Campeador Rodrigo o Ruy Díaz de Vivar "el que en buen hora çinxo espada":

"[...]El buen Campeador la su cara tornaba,
Vio que entre ellos y el castiello mucho habia gran plaça.
Mando tornar la seña, apriessa espoloneaban.

¡Feridlos, caballeros, todos sin dudança!
¡Con la merçed del Criador nuestra es la ganançia!"

("Poema de mio Cid", vv. 595-598).

Como se suele decir, "ALEA IACTA EST". Besos y ánimo.

ZINQUIRILLA dijo...

Mucha suerte!

El Caliz de la Canina dijo...

Buena faena y suerte.

Espero que cortes orejas y rabo.

La Canina seguirá cavilando .....

Glauca dijo...

Fuerza

y

Valor .

Un beso

Julio Cienfuegos dijo...

Maravilloso texto digno del mayor de los clásicos.

Llevo poco tiempo en este mundillo, pero cada vez me engancho más, y con historias como esta, marcan un camino que he de seguir espero que por mucho tiempo.

Si no es molestia, te agrego a mis favoritos.

Un saludo.